Tal día como hoy, en 2001, el Parlamento Europeo que confirma la existencia de la red de espionaje masivo ECHELON:”No hay ninguna razón para seguir dudando de la existencia de un sistema de interceptación de las comunicaciones a nivel mundial”. La mayor red de espionaje del mundo.

Satellite dishes are seen at GCHQ's outpost at Bude, close to where trans-Atlantic fibre-optic cables come ashore in Cornwall, southwest England June 23, 2013. Britain's spy agency GCHQ has tapped fibre-optic cables that carry international phone and internet traffic and is sharing vast quantities of personal information with the U.S. National Security Agency, the Guardian newspaper said, after publishing details of top-secret surveillance programs exposed by former NSA contractor Edward Snowden.  REUTERS/Kieran Doherty  (BRITAIN - Tags: POLITICS MILITARY BUSINESS TELECOMS) - RTX10Y53

REUTERS/Kieran Doherty

Echelon es considerada la mayor red de espionaje y análisis para interceptar comunicaciones electrónicas de la historia (Inteligencia de señales, en inglés: Signals intelligence, SIGINT). Controlada por la comunidad UKUSA (Estados Unidos, Reino Unido, Canadá, Australia y Nueva Zelanda), ECHELON puede capturar comunicaciones por radio y satélite, llamadas de teléfono, faxes y correos electrónicos en casi todo el mundo e incluye análisis automático y clasificación de las interceptaciones. Se estima que ECHELON intercepta más de tres mil millones de comunicaciones cada día.

Los primeros receptores ECHELON se establecieron en Bude, en Cornualles, Gran Bretaña, para el seguimiento de las señales enviadas por los satélites Intelsat sobre el Atlántico. Un sitio secundario fue situado en Yakima, cerca de Seattle, en el noroeste de los Estados Unidos; comenzó a funcionar en 1974 e interceptó las comunicaciones a través del Pacífico. Ambas estaciones se gestionaron desde la sede de la NSA, utilizando las redes de comunicación llamadas Starburst.

A pesar de las repetidas negativas de la existencia de ECHELON por parte de las agencias de inteligencia de Reino Unido y EEUU, como la GCHQ y la NSA, el Parlamento Europeo inició una investigación en 1999. El informe final del Parlamento Europeo recomendó ampliar medidas para frenar la vigilancia masiva. Fue aprobado el 5 de septiembre de 2001. Durante décadas, la NSA y GCHQ calificaron de “teóricos de la conspiración” a todas las personas que expresaron sus preocupaciones sobre el programa ECHELON.